Aptitud

Hombro adolorido por levantar pesas


El dolor en la articulación del hombro en lugar de los músculos podría indicar una lesión.

Levantar pesas literalmente desgarra el tejido muscular, por lo que el dolor después del levantamiento de pesas no es una ocurrencia poco común. Sin embargo, los hombros son articulaciones complejas, que tienen un rango de movimiento mayor que las rodillas o los codos, por ejemplo, y es fácil sobrecargar, estresar o tensar los hombros al levantar demasiado o no enfocarse en la forma adecuada cuando hace ejercicio. Si desarrolla un dolor agudo que persiste o interfiere con la función del hombro, podría significar que se ha lastimado.

Identifica el dolor

Si le duele el hombro después de levantar pesas, preste mucha atención al tipo de dolor que experimenta para determinar si está sufriendo una lesión o no. Cuando haces ejercicio, tu objetivo es estresar tus músculos hasta el punto de crear esas pequeñas micro lágrimas que son necesarias para el crecimiento muscular. Es por eso que se debe esperar una cierta cantidad de dolor después de un entrenamiento. Si los músculos alrededor de los hombros están sensibles después de un entrenamiento, probablemente experimente dolores musculares normales que deberían desaparecer después de un día o dos. Pero si el dolor está en la articulación y es agudo, y aumenta aún más cuando levanta el brazo hacia un lado, por encima o detrás de usted, y dura una semana o más, probablemente tenga una lesión en el hombro. Si aún experimenta dolor y debilidad en el hombro después de una semana, debe consultar a su médico para determinar si ha sufrido una lesión que requiere tratamiento.

Tómalo con calma

Puede resultarle difícil retroceder en su entrenamiento, pero si se ha lesionado el hombro, descansar es lo mejor que puede hacer por ello. Además de descansar, puede congelar su hombro para ayudar a aliviar el dolor y cualquier inflamación. El tiempo libre del ejercicio le dará la oportunidad de sanar. Además, si intentaras hacer un entrenamiento típico de pecho y hombros mientras sufrías, verías que tu fuerza se reducía. Esforzarse para levantar más de lo cómodo puede agravar su lesión y retrasar la recuperación. Sin embargo, puede continuar entrenando con ejercicios que no dependen de sus hombros para recibir apoyo directo o indirecto.

Fortaleciendo y apoyando tus hombros

Hay una razón por la que dicen que "una onza de prevención vale una libra de cura". Fortalecer sus hombros evitará que tenga que buscar una cura para el dolor de hombro, y reducirá la probabilidad de que deba interrumpir temporalmente sus entrenamientos para recuperarse. Realice ejercicios de fortalecimiento del hombro, como aumentos laterales laterales y frontales, prensas militares y rotaciones internas y externas. El entrenamiento equilibrado también lo ayudará a prevenir el dolor de hombro. Eso significa no entrenar demasiado a un grupo muscular mientras se entrena a otros. Si no entrenas lo suficiente tus músculos de la espalda, pero haces mucho trabajo en el pecho, por ejemplo, el desequilibrio entre tu frente y tu espalda puede jalar tus hombros y causar dolor.

Entrena con seguridad

Muchas veces el entrenamiento inadecuado o la mala forma pueden ser la causa del dolor de hombros al levantar pesas. Tómese el tiempo para aprender y usar la forma adecuada para todos los ejercicios que haga. No levantes demasiado peso, solo levanta lo que puedas cómodamente durante 12 a 15 repeticiones. Recuerde respirar mientras trabaja en una serie, y no olvide calentar antes de un entrenamiento y refrescarse y estirarse después de su entrenamiento. Nunca ignores el dolor tampoco. Si un ejercicio es doloroso de realizar, deja de hacerlo. Tómese un descanso de él durante un par de días antes de volver a intentarlo.

Ver el vídeo: SI TIENES DOLOR DE HOMBRO MIRA ESTE VÍDEO (Febrero 2020).